Press "Enter" to skip to content

Abrir Espacios de Comunicación

Por Humberto Famanía Ortega.-

Debemos de tener presente, lo que nos abre las puertas en esta sociedad donde nos desarrollamos son las relaciones humanas, iniciando con nuestra propia familia. Muchas de las veces caemos en situaciones difíciles de comprender por no interactuar con quienes convivimos todos los días. Nos hemos hecho a la idea de dejar a un lado el valor de la amistad por encima de nuestros propios intereses cuando lo importante es mantenernos unidos para librar cualquier adversidad que nos dañe. Son tiempos de corregir fallas en nuestra conducta ya que primordialmente para lograr objetivos de bienestar será siempre contar con la cohesión de nuestro pueblo.

Hace unos días conversando con unos amigos, me preguntaban del porqué de mis viajes internacionales pero sobre todo de las personas que por su actividad trabajan en niveles altos de la política y empresarial pero sobre todo de mi relación con estos personajes. Les comente que todo se lo debía a los afectos, situación que es primicia en mí conducir por la vida. Mi tierra Puerto Vallarta Jalisco ha sido uno de los principales detonadores para lograr tener tantos amigos,  porque para mí es un diamante que hay que pulir diariamente brindando con el corazón en la mano nuestra sonrisa franca y desde luego mostrando con humildad nuestras bellezas.

No hemos sabido aquilatar lo que tenemos en este paraíso, tierra prodigiosa lugar de tradiciones y costumbres que nos delatan por el sentido que damos a la amistad y al compañerismo. Reafirmo que gracias a este pueblo maravilloso hemos podido escalar espacios de respeto. Ahora debemos de preservar con mucho orgullo lo que el Creador nos ha legado y nos da fortaleza. Resulta doloroso darnos cuenta que estamos logrando por la falta de planeación en convertirnos en un municipio que poco a poco se ira a la deriva por no respetar las leyes de la naturaleza, es por eso que nuestra relación con ella se está deteriorando.

Es urgente el buscar las gestiónes necesarias para dotar de buena infraestructura sobre todo en los servicios públicos que hoy en día están siendo obsoletos. Me refiero sobre todo a los de alcantarillado, ya que el drenaje sigue colapsando por la falta de prevención, se necesita de una cirugía mayor para soportar la cantidad de construcciones sin tener la factibilidad honesta de estos servicios. Falta una coordinación entre Ayuntamiento y Seapal donde sea un comité técnico el que decida la autorización de las licencias de construcción ya que es importante controlar las edificaciones sobre todo las de la montaña y la colonia Emiliano Zapata. Recordemos que la salud es primero y no tenerla causaría serios daños a la economía.

El éxito de un gobierno radica en el poder servir, pero hacerlo con emoción e inteligencia bajo normas que busquen la reglamentación plena. El  tomar conocimiento del territorio que gobiernan es asumir con plena conciencia lo que autorizan, para evitar después desordenes en la administración.  Los conflictos se necesitan evitarlos para crecer con una planificación integral. Las relaciones interinstitucionales son la base para buscar que el sector privado logre garantía en sus inversiones bajo una reglamentación firme que logre poner orden en el desorden actual. Si logramos coordinar esfuerzos de todos quienes amamos esta tierra que ha favorecido a propios y extraños, seguramente caminaremos con rumbo preciso. Debemos crear sentido de responsabilidad que conlleve arribar a buen Puerto con cambio y brújula, honestidad, creatividad y amor incondicional.

 

He tenido la fortuna de haber nacido en esta región esplendorosa ya casi 7 décadas; hemos tenido buenas y malas administraciones, lo único que reprocho es la falta de visión y entrega absoluta a la búsqueda de la armonía integral todavía en estos tiempos. Creemos que somos indispensables y no nos damos cuenta que cada día que pasa es un día menos de nuestra existencia. Urge iniciar procesos que lleven a la restauración del tejido social, se necesita conocer el espacio del conflicto, para crear plataformas flexibles, abrir paso a la sabiduría adquirida y asi buscar plataformas territoriales con metodologías claras que nos lleven a la participación activa mediante encuentros, conversaciones y respeto a los acuerdos tomados.

Es un hecho que desde que los humanos existen  han entendido que unirse en un objetivo común hace que sea más fácil alcanzarlo. Pero lamentablemente hay quienes buscan imponer a como dé lugar su manera de pensar a los demás, causando descontento y división, Lo que es muy cierto que cuando el ser humano no busca el bien común, el resultado es que las metas por alcanzar se empañan de ambición  y estas se imponen por la fuerza. A Dios gracias nos encontramos con una sociedad más demandante para tratar de evitar el caos, la ambición  y la soberbia para hacer a un lado los estragos en nuestras metas.

Sabemos que toda estructura que se cimienta en el egoísmo y por supuesto en una ambición desmedida, termina oprimiendo a la mayoría y enriqueciendo a unos cuantos. Ya son los tiempos de desenterrar la maraña que sigue formándose por todas partes que perjudica sin lugar a dudas a la prosperidad. Por eso tengo confianza en que surja una nueva forma de gobernar con rumbo definido, porque todos necesitamos de todos, nadie es más ni menos que tú.

 

-.Es la hora de construir puentes para acercarnos,  asi unidos lograr mejores estadios de vida, solo con comunicación efectiva avanzaremos a paso firme y contundente.-

 

 

 

 

 

 

 

Comments are closed.