Press "Enter" to skip to content

Presidenciables y seguridad

Queda claro que fuera de los gasolinazos y pérdida del poder adquisitivo para los mexicanos, es la inseguridad el tema más preocupante en lo que será la agenda presidencial con rumbo a la elección del 2018.

Del tema se ocupan los precandidatos, ya completa la terna de quienes seguramente aparecerán en la boleta del uno de julio, las posturas son disímbolas, pues José Antonio Meade (se dice Mid propone reforzar el combate al lavado de dinero, Andrés Manuel López Obrador apuesta por resucitar la Secretaría de Seguridad y crear una Guardia Nacional, en tanto que el imberbe Anaya prefiere proponer el Mando Mixto Policial.

En el análisis de los candidatos con rumbo a la silla presidencial, los mexicanos debemos considerar a quien será capaz de pacificar al país, luego de una década sangrienta por los

asesinatos, ejecuciones, desapariciones, enfrentamientos, tráfico de drogas o hallazgo de fosas clandestinas, algo a lo cual no debiera ser, pero a lo cual ya nos tienen acostumbrados.

Evidente es la información del Secretariado de Seguridad, desde donde se reportan solamente en el 2017, de enero a noviembre en nuestro país, nada menos que 23 mil 101 homicidios dolosos, la mayor cantidad desde el 2001.

Enfundado en un uniforme que evidentemente le quedó grande en su cargo de comandante de las fuerzas armadas, el esposo de la esposa, hoy suspirante presidencial, declaró la guerra contra el narcotráfico.

Todo el sexenio del panista fue de guerra y la situación pareció mejor hasta el 2015, cuando de nuevo la situación volvió a ponerse peor y de forma más encarnizada por asesinatos con víctimas de todos los sectores, pero también con mayor cantidad de niños, integrantes de las fuerzas del orden, periodistas y con incremento de víctimas del sexo femenino.

La adjudicación al crimen organizado, se prestó también para ajustes particulares y aumento en crímenes del fuero común, cono 45 mil robos con violencia en 2017, con incremento hasta los 58 mil en el año que recién terminó.

En el 2017 los homicidios dolosos llegaron a sumar 23 mil 101 en los primeros once meses del año, lo cual hizo alzar la voz a la clase empresarial, el clero, organizaciones no gubernamentales.

El llamado de todos los sectores de la sociedad alzan la voz en todos los foros, mientras los responsables de implantar las normas jurídicas, se encuentran inmersos en las campañas políticas, mal llamadas precampañas, porque todos los suspirantes organizan eventos masivos, con la consiguiente estrategia de lodo.

Los presidenciables saben que la primera situación a resolver versa en el tema seguridad, pero las propuestas darían risa, de no tratarse de un asunto tan serio, en el cual va la vida, principalmente de personas inocentes, abatidas en una guerra que nadie pidió.

López Obrador no solamente ha presentado propuestas, descalificadas de inmediato por los otros dos contendientes, pero ha ido más allá, al presentar a quienes serian los funcionarios encargados del orden si llega a ganar la Presidencia.

Alfonso Durazo Montaño, propuesto secretario de Seguridad para el gabinete de López Obrador, quien aclaró que se buscaría diálogo con los campesinos, algunos forzados a cultivar enervantes, pero luego fue desmentido por “su presidente”, quien dijo que sigue firme su propuesta de amnistía para los malosos.

El Meade que se dice Mid, dijo que los gobiernos emanados de los partidos del Frente anayista, son los más incapaces de controlar las entidades donde gobiernan, pero sin proponer soluciones a la difícil situación para el caso de llegar a ser Presidente.

La única propuesta congruente de Mid, es la de mermar las finanzas de los grupos delincuenciales, con endurecimiento a combatir el lavado de dinero: “De los cinco estados en los que se registran mayores incrementos a los índices de violencia y en los que ha aumentado la presencia del crimen organizado, cuatro son y han sido gobernados por quienes integran la coalición Por México al Frente”, disparó Mid a fines de año.

El precandidato propone iniciar una política más agresiva de control de armas, para evitar que exista un mercado negro que provea a los grupos delictivos y enfocaría también su atención a mejorar los servicios de inteligencia en las fuerzas del orden y la cooperación de todos los niveles de gobierno.

Del imberbe Anaya poco podía esperarse además de las críticas por las fallidas estrategias de seguridad desde los sexenios panistas y continuados en el actual periodo de Peña Nieto, pero con enfoque directo a la recién aprobada Ley de Seguridad Interior y la participación de las Fuerzas Armadas en tareas de seguridad.

Anaya prefiere que sea relanzada la propuesta panista del Mando Mixto y repetir el discurso de capacitación de las fuerzas municipales y de todos los niveles en el combate a los malosos.

Sin embargo lo que ahora critica, choca con sus instrucciones en su puesto de dirigente nacional del PAN, cuando pidió a sus diputados darle todo el apoyo o en su caso abstenerse en la votación por la mencionada Ley recientemente aprobada.

De su parte el Peje López Obrador, externó la idea de dar amnistía a los líderes de los grupos del crímen organizado para garantizar la paz en el país, la cual fue fuertemente criticada tanto por sus adversarios políticos como por aquellas personas que han  sido víctimas de la delincuencia y consideran que los crímenes cometidos por estas personas no deben quedar impunes.

Propone además la creación de una guardia nacional, reitera la actual propuesta del mando único y restablecer la Secretaría de Seguridad Pública, para la cual propuesto a Alfonso Durazo Montaño, quien tiene cero experiencia en temas de seguridad, como el ex comisario tapatío Salvador Caro, bien buena onda pero inepto para el cargo.

En los últimos días hemos tenido noticias de asesinatos con personas notables como víctimas y la eficiencia de las policías cuando se trata de alguien famoso, pero la impunidad en su máximo esplendor cuando se trata de personas comunes, lo cual atrae críticas de la sociedad civil por la desigualdad en los casos, lo cual sucede en todos los niveles de gobierno.

Nos leemos mañana.

Comments are closed.