Press "Enter" to skip to content

Vaticinio cumplido

Tal como lo pronosticamos en este espacio, el plan de Dante y Ricardo se cumple, luego del registro de lo que fuera frente amplio, luego ciudadano y finalmente Por México al Frente, como ahora se analiza por la comisión respectiva del Instituto Nacional Electoral.

Anaya le dio aire a Margarita Zavala, quien le hacía sombra y entorpecía sus planes de convertirse en candidato presidencial, pero con las negociaciones del viejo lobo Dante Delgado, pelón mayor y dueño del partidillo, logró eliminar a Mancera y solamente le queda darle cran a Moreno Valle, el ex gobernador de Puebla.

A Mancera le resultó fácil hacerse un lado, luego de que le mostraran el voluminoso expediente con una gran cola y convencerlo que será más negocio encabezar la reconstrucción de la Ciudad de México, donde los moches son abundantes.

También le queda pendiente a Anaya la eliminación de Alejandra Barrales, ahora relevada por Manuel Granados en la presidencia nacional perredista, a quien le dijeron que sería candidata para la Jefatura de Gobierno de la CDMX, pero mientras la mantenían ocupada con los asuntos del Frente, hubo dos rivales que crecieron en torno a la candidatura por el gobierno de la capital, además que en caso de llegar a aparecer en la boleta por esa elección, tendrá que enfrentar a Morena y posiblemente la derrota.

Los cuestionamientos y la forma descarada como negociaron las posiciones, solamente tienen como ganador a Ricardo Anaya, quien ahora deberá enfrentar los cuestionamientos de sus propios correligionarios y el rechazo de los perredistas, quienes ya veían a Mancera como su candidato y quien finalmente dado su negro historial, debió recular y dedicarse al negocio de los moches contenidos en la construcción y reconstrucción.

El ex presidente Felipe Calderón aseguró tajantemente que el imberbe Anaya abusó del poder para autonombrarse candidato: Y todavía hay el cinismo de llamarle ‘día histórico para la democracia’. Chale”, criticó el exmandatario vía Twitter.

Ahora Anaya busca lo que desde el principio buscó y una vez concretada la coalición del PAN-PRD y MC, renunció a la dirigencia nacional de su partido, para luego anunciar que “buscaría” la candidatura presidencial por el frente.

Por prelación, Damián Zepeda deja la Secretaría General para asumir la Presidencia del CEN panista y de inmediato la Comisión Permanente designó a Marcelo Torres Cofiño como nuevo secretario general.

Con todo preparado para ungir a Ricardo Anaya como candidato, le hicieron traje a la medida con la aprobación de la convocatoria para que su ahora ex dirigente, participe en el proceso interno de selección de la candidatura a la Presidencia de la República para el año entrante.

La convocatoria está abierta a militantes inscritos en el listado nominal de electores, expedido por el Registro Nacional de Militantes del PAN, y a ciudadanos de reconocido prestigio y honorabilidad, quienes tendrán desde el domingo 10 de diciembre al 7 de enero de 2018 para recolectar firmas de apoyo de la militancia y para registrarse como precandidatos.

Para obtener la candidatura se requiere la mayoría absoluta de votos, y si ninguno de los contendientes la obtiene, se le otorgará a quien logre 37% o más de los votos con una diferencia de cinco puntos porcentuales o más, respecto de la precandidatura que le siga en votos válidos.

La Comisión Permanente Nacional, a través de la Comisión Organizadora Electoral será la responsable del proceso de elección interna y tendrá hasta el 9 de enero para declarar la procedencia de las precandidaturas inscritas.

La jornada electoral interna se llevará a cabo el 11 de febrero en los centros de votación instalados en todo el país; agrega que sólo podrán votar los militantes inscritos en el listado nominal de electores. El 2 de febrero se dará a conocer la ubicación de los centros de votación.

De acuerdo con la convocatoria, los ciudadanos que no sean militantes deberán solicitar la aceptación del CEN del PAN ante la Secretaría General por lo menos 24 horas antes de registrarse como precandidatos y tendrán que entregar una carta compromiso de cumplir con los Principios de Doctrina, Estatutos y Reglamentos del PAN, así como aceptar y difundir su plataforma política y cumplir el código de ética.

Precisa la convocatoria que los responsables de las finanzas en el proceso de precampañas de los aspirantes deberá ser un militante panista, quien estará a cargo de la relación de gastos de propaganda, operativos y de producción de los mensajes de radio y televisión.

Mancera de su parte, buscó a su padrino Cuauhtémoc Cárdenas, Mancera lamentó y se la mentó, al tiempo de explicar que acatará la decisión del PRD de ceder la candidatura presidencial del Frente a los panistas.

A Mancera le habían ofrecido la coordinación de la campaña presidencial del Frente, pero la decisión de darle la exclusividad al PAN por parte del PRD, es la total ausencia de un método para competir abiertamente por la candidatura.

Agradezco a todas las fuerzas políticas su invitación, pero mi lugar está aquí, encabezando las tareas de reconstrucción de mi querida ciudad, sirviéndole a mi gente; hoy mi deber está aquí, con los habitantes de la Ciudad de México, dijo el frustrado jefe de Gobierno. Permanezco aquí como primer responsable del restablecimiento de mi ciudad, a la que me debo”,  recalcó Mancera, quien no aceptó preguntas de los alcoholegas.

El frente que les fue arrebatado por los panistas, según Mancera fue desde un inicio una idea de él mismo y el pelón mayor Dante Delgado, una posible coalición que fue llamada en principio Cuarto Polo, movimiento en el cual los diálogos se dieron como una izquierda unida con PRD, el PT y Movimiento Ciudadano, pero ya avanzadas las negociaciones, el PAN solicitó unirse a la alianza. Y se la apropió.

También con prisa se vio Alejandra Barrales, quien tendría vigencia como dirigente nacional perredista hasta el sábado nueve de diciembre y de inmediato manifestó sus intenciones de contender por la candidatura al gobierno de la Ciudad de México.

Los alcoholegas habían sido advertidos que Mancera no respondería preguntas y por ello debieron preguntarle a gritos:¿Está triste?”, y como ya traía inundados de lágrimas los ojos, agachó la cabeza y salió del salón donde fue ofrecida la conferencia de prensa.

La Barrales no la tiene fácil, porque para la jefatura de Gobierno, se anotó el secretario de Desarrollo Económico, quien presentó su renuncia a Mancera con la intención de contender por la candidatura que le habían prometido Dante y Anaya a la hoy ex dirigente perredista. Salomón Chertorivski se apuntó para el puesto de su hoy jefe.

En la revoltura de políticos de todos los colores y sabores, se dice que este ex funcionario tiene alianzas con el suspirante priísta Mikel Arriola.

Como el virtual candidato presidencial priísta, Salomón Chertorivski lleva cerca de 19 años como funcionario público apoyando con sus conocimientos como economista.  Además de haber sido asesor de José Antonio Meade.

También como Meade, fue secretario de Estado durante la presidencia de Felipe Calderón y fue el primero que ocupó la titularidad de la Secretaría de Salud, aunque no tiene título de médico.

Nos leemos mañana.

Comments are closed.